Cuando los muertos se alegran de no estar vivos.

Esta semana me pareció tan corta, el lunes conocí mi profesor de Prácticas que me sacará las tripas y la creatividad para convertirme en un mejor profesor. Son esa clase de profesor que exigen con un “religioso” el diezmo, pero al final de semestre dirás que habrá valido la pena. También sucede lo mismo con mis profesores de inglés y francés que no tienen la menor pizca de misericordia en esos exámenes. Los días que decía “voy a ver con un profesor exigente y los otros serán relajados” acabaron.  Y eso que no he visto todavía a mi profesor/a de proyecto y alemán porque ayer fue festivo… Sí, esto es una de mis escusas para disculparme si llegará a no publicar tan a menudo en mi blog. Pueda que esté repasando, sumergido en la procrastinación o leyendo un libro de la biblioteca de mi universidad (hablaré de eso un día de estos).

Faustto Guerrero111

Por ahora lo que me trae acá es la recomendación de un libro y autor que no te dirá cosas bonitas ni poesía, ya que su fuerte es el periodismo y la documentación en Latinoamérica y muchas partes del mundo. Partas arriba: la escuela del mundo al revés por Eduardo Galeano es la crónica de un mundo que piensa de cabeza. Dónde se honrado y trabajador es sinónimo de luchar para no caer en la pobreza, y cuando eres rico buscas hacer que los pobres sean más pobres. Cuando la privilegiada vida de los niños ricos es quemar vagabundos, y cuando los grupos criminales deciden limpiar las calles de los indeseables vagabundos, prostitutas, homosexuales y demás son el pan de cada día.

foto_0000001420140514124740

No me sorprende que las personas prefieran seguir distrayéndose con realities y telenovelas de dudosa moraleja cuando la realidad es un caos. Hasta yo lo haría después de leer el segundo capítulo “curso básico de injusticia”, porque son cosas que te traerán a una verdad muy jodida. Pero eso le queda chiquito comparado con el capítulo “curso básico de racismo y machismo”.

Galeano, desde un principio, nos habla como un profesor de historia y de ética, porque los buenos nunca se quedan con la chica (por decirlo de otra manera). Dice nombres de personas que aun cuando regalan casas a los pobres y comida, esconden un oscuro propósito elitista.

A LA BUENA DE DIOS

Yo apenas voy por el cuarto capítulo, y no soy capaz de seguir leyéndolo como otro libro. La forma como lo narra Galeano es claro, fácil; pero crudo y directo. Por estos días he pedido que utilicen algunas partes del libro como referencias para enseñarlo en los grados superiores en el colegio donde hago mis prácticas, porque sirve para educar la paradoja del mundo. De esas cosas que no se enteran muchos a menos que alguien haga su tarea.

¿Lo recomiendo?  , y debería se usado para educar en los grados superiores.

Aunque los hechos narrados son desde el 98 para abajo, menciona cosas que no han cambiado en nada con la actualidad. Como dato curioso, el libro cuenta con muchas ilustraciones del artista mexicano José Guadalupe Posada. Un bonito trabajo y algo irónico.

vieja-esqueleto
“La calavera Catrina” por José Guadalupe Posada

Me enteré de este libro cuando mi profesora de humanidades no hizo leer algunos párrafos. Volverlo a ver impreso en ese estante es bastante milagroso.

No tengo más que decir por hoy, y todavía tengo unas cuantas entradas pendientes, así que nos veremos pronto.

Hasta la próxima!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s